Plaça de la Plana, 2 Baixos 
25210 Guissona (Lleida)

666 732 422

NO dejes que “esto o aquello” sean palabras comodín
El confinamiento ha aparcado unas palabras y ha puesto en circulación otras porque las necesidades y las situaciones han cambiado.

La desconexión durante bastante tiempo de entornos comunes y habituales hace que el cerebro almacene en el disco duro el vocabulario que no usamos con tanta frecuencia, sobre todo lo referente a temas más concretos (mates, ciencias, lenguas, danza, deportes, ...) y también el vocabulario entre compañeros y de diferentes idiomas. Podemos decir que en cierto modo tus hijos han estado haciendo una "inmersión lingüística" con la lengua familiar (sobre todo los primeros meses de confinamiento). El vocabulario que se utiliza en casa no coincide con el de los compañeros ni con el de la escuela y, a menudo, tampoco con el idioma vehicular de la escuela.

A partir de ahora tus hijos recuperarán con más o menos habilidad y facilidad aquel vocabulario que los conecta con su entorno.

No es algo que deba preocuparte, pero sí observar. La desconexión les ha alejado de las expresiones populares que a menudo se oyen sin escuchar y que su cerebro va almacenando, contextualizando y significando para cuando las necesiten.

Tu reto es ayudarles en la recuperación de este vocabulario, es decir, que no se acabe sustituyendo las palabras que no salen por "esto o aquello", sino por el nombre real de cada cosa.

Cuando no les salgan las palabras (tanto a la hora de escribirlas, como hablando) puedes ayudarles dándoles pistas, decirles la letra inicial o la primera sílaba. No acabes tú las palabras o las frases que quedan en el aire, que terminen lo que quieren decir y si no se entiende, tienes mucha paciencia para escucharlos. Sobre todo, ponedle buen humor.


Si te ha gustado compártelo.

 
Utilizamos cookies para ayudar a proporcionarle la mejor experiencia posible en la web. Al utilizar este sitio, usted acepta el uso de cookies. Más información
Configuración